lunes

he dicho

Las canciones de Calamaro son como cuando un chico muy lindo pero medio tonto te quiere chamuyar. Lo ves venir y decís: sí está bueno y hasta podría ser un buen polvo pero después lo escuchás hablar y puf. Dan ganas de decirle:Nene, no te me hagás el sensible. No te creo nada. Por qué mejor no te callás.

8 comentarios:

Emilie dijo...

¡Buena metáfora!

__alguien dijo...

TAL CUAL!

manooko dijo...

ja!


supongo que los que no somos lindos

al menos

estamos libres de la plétora de suposiciones negativas

sobre nuestras destrezas linguísticas/intelectuales...


(por favor, decime que es asi!)

saludos

manuco

María Bayer dijo...

Emilie y -alguien, gracias por coincidir.

Manuco: mi abuela decía que la suerte de la fea, la linda la desea (casi como un consuelo para las fases mutantes de mi adolescencia). En todo caso es un binarismo un tanto ramplón, no?
Suponer, siempre suponemos algo del otro.

Cucusita dijo...

coincido, y encima ahora tiene a su clon: COTI SOROKIN !! por Dios !!

ntx dijo...

a mí las letras de Calamaro me sirven de ejemplo cuando quiero demostrar que ingenio es lo contrario de genio

:)

María Bayer dijo...

Cucusita, disculpá mi ignorancia ¿quién es Coti Sorokin?
Natalix, tal cual.
Me sorprende (y me alegra) tanta aceptación del post, pensé que me iban a tirar con todo por decir que me parece un mediocre un tipo que se llena la boca hablando de poesía y después rima loco con moco.

Fideos y Fideos dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.